Noticias

¿Fin de las valorizaciones millonarias? Se viene un escenario más difícil para las startup

El alza de tasas que se está registrando en todo el mundo está haciendo que se reconfigure el escenario de financiamiento para las startup y el venture capital (VC, fondos que financian startup), y podría hacer que se frenen esas gigantescas rondas de capital de firmas chilenas que tanto se celebraron el año pasado.

“Hoy está mucho más difícil conseguir plata que hace cuatro meses atrás. Por el alza de tasas obviamente hay menos dinero dando vueltas y eso hará que caigan las valorizaciones”, comenta Andrés Meirovich, Managing Partner de Genesis Ventures, fondo chileno que se fue a Miami el año pasado.

Las tasas más altas hacen también más atractivas otras inversiones, como la renta fija. Sumando a eso la aversión a inversiones riesgosas en un escenario que con la guerra de Ucrania y alta inflación, se configura un poco auspicioso escenario para las startup que buscan recursos.

“Está más movido el ambiente, lo que significa que costará mucho más a los emprendedores levantar capital. Los inversionistas tienen incertidumbre, y los nuevos, que estén levantando plata ahora, encontrarán mucho menos”, advierte Claudio Barahona, Managing Partner del fondo Alaya Capital.

Las cifras de inversión ya están mostrando algo de esto. En el primer trimestre de este año la inversión en VC en América Latina fue de US$2.763 millones, un 29% menos que los US$3.872 millones el último trimestre de 2021. Los “deals”, como levantamientos de capital o salidas, cayeron de 236 a 190 en ese periodo. Todo según la Association for Private Capital Investment in Latin America (Lavca).

“Los grandes fondos dependían de los mercados públicos, las bolsas. Invierten en una startup, aumentan su tamaño, la abren a la bolsa y ahí venden y ganan plata, pero las valorizaciones de empresas tecnológicas han andado mal. Esto empieza a generar un efecto en cadena para los fondos que vienen antes”, agrega Cristóbal Silva, Managing Partner del fondo chileno, también establecido en Miami, FEN Ventures.

Empresas tecnológicas que se abrieron a bolsa en EE.UU., como Robinhood y Peloton perdieron 80% y 90% respectivamente de sus máximos en el año pasado. Ninguna startup chilena ha llegado aún a esta etapa, pero la preocupación es que sus valorizaciones logradas en la etapa de bonanza y dinero gratis del 2020 y el 2021 se desinflen una vez traten de dar el siguiente paso y abrirse a bolsa en el Nasdaq de EE.UU., índice que, por cierto, ha caído 13% en 30 días.

El lado bueno

Pero no todo es negativo. Los socios de los fondos chilenos ven como positivo que “haya menos locuras” en las valorizaciones, dice Barahona.

“Había empresas que levantaban cifras gigantes sin tener muchas ventas o proyección en ese sentido. Este es un ajuste que pude ser necesario, y los inversionistas ahora serán más selectivos e irán por startup con mejores métricas”, agrega Meirovich.

De hecho, si bien las cifras de inversión y “deals” de Lavca muestra una caída en el primer trimestre de 2022 versus el inmediatamente anterior, si se compara con las del primer trimestre de 2021, cuando la inversión fue de US$1.656 millones y hubo 165 “deals”, la industria igual sale ganando.

“Efectivamente este año se ha enfriado un poco la cosa. El alza de las tasas de interés hacen que finalmente que haya menor liquidez para invertir en activos de riesgo como el VC, pero igual este año sigue siendo muy bueno”, comenta el CEO de Imagina Lab, Javier Cueto, que está levantando hoy mismo parte de un fondo de US$10 millones.

“Igual seguimos viendo interés de inversionistas, como family office y otros, que de todas formas quieren diversificarse. Solo que sí, todo será más selectivo. En 2020 y 2021 vimos mega rondas con valorizaciones que quizá no se justificaban en base a métricas e indicadores clave de rendimiento. Y no se buscará eso de invertir en una empresa que sea solo ‘cool’ o ‘sexy’, pero que se vaya a demorar 10 o 15 años en ser rentable. Quizá menos inversionistas buscarán eso, pero sí siguen buscando”, explica Cueto.